domingo, 2 de junio de 2013

La tradicionalidad del aikido

Después de la resolución del enigma planteado por invictvs os propongo algunos comentarios sobre un tema que me llama mucho la atención: ¿es el aikido un arte marcial tradicional?
Le doy vueltas a este tema porque hay muchas personas que opinan que el aikido es un budo tradicional y otras tantas opinan exactamente lo contrario, que se trata de uno moderno. Desde mi punto de vista se trata de una de esas paradojas que el aikido presenta a sus practicantes y que resulta difícil de entender y explicar.
Siendo estrictos el aikido se debería clasificar entre los gendai-budo (現代武道), esto es, como un arte marcial moderno. Este concepto, muy relacionado con las disquisiciones que existen entre jutsu y do, hace referencia a las artes marciales aparecidas con posterioridad a la Restauración Meiji (1866-69). En contraposición tenemos lo que se suele denominar koryu-budo (古流武道), que son aquellas artes marciales que son anteriores al hecho histórico que he mencionado y que han llegado a nuestra época más o menos íntegras. Esta diferenciación aparentemente inocente conlleva muchas connotaciones filosóficas (y de otra índole) detrás. No es un tema sencillo, pero para no hacerlo muy complicado diré que una de las principales diferencias radicaría en que el objetivo principal del arte pasa de ser la efectividad en combate a ser la formación integral, ética y física, de una persona (quizás si alguna vez creo que pueda hablar con sentido de lo que es un koryu saque a colación estas otras cosas que menciono; hoy el tema es otro).
Y si está tan claro, ¿por qué se sigue diciendo y pensando que el aikido es algo tradicional cuando  nació a mediados del siglo pasado y comparte filosofía con muchas de las artes que nacieron más o menos en la misma época? Pues sobre esto no puedo decir mucho, pero en mi opinión hay varios factores a tener en cuenta:
  • La primera es la personalidad del fundador del aikido, Morihei Ueshiba. Cualquiera que lea su biografía se dará cuenta que se trataba de una persona en la que el aspecto espiritual-filosófico-religioso era primordial y este rasgo está claramente presente en su aikido (del cual nos encontramos más o menos distantes). Sin duda esto diferencia el aikido del resto de gendai-budo.
  • Otro rasgo que conocerán los que hayan leído algo de la vida de O-sensei, es su conocimiento y contacto con varias koryu (Yagyū Shingan-ryu kenjutsu, Tenjin Shin'yo-ryu jujutsu, ..., Daito-ryu-aiki-jujutsu). Imagino que gran parte de los aspectos que caracterizan y le dan ese aire tradicional al aikido son heredados de estas escuelas. Por poner algún ejemplo me refiero a rasgos tan  propios del aikido, y que a nuestros ojos pueden parecer anacrónicos, como la importancia del reishiki o la práctica en suwariwaza o hanmihandachiwaza.
  • Finalmente hay otro punto muy importante que ha permitido que los dos puntos anteriores se mantengan vivos y que también distingue al aikido (al menos a la mayor parte) del resto de gendai-budo. Se trata de la ausencia de competición. Aunque podamos discutir mucho sobre sus bondades y maldades, el hecho es que aquellas artes que la incluyen y que nacieron más o menos cuando el aikido han ido perdiendo mucho del espíritu con el que fueron creadas. Esto no es ni bueno ni malo. Simplemente parece que cuando la competición entra en juego la corriente principal del arte pierde otros muchos aspectos, que mucha gente los describe como tradicionales, dejándolos en marginales y minoritarios. Aquí tenéis una web que ya os he recomendado en alguna ocasión y que hace interesantes reflexiones al respecto.
Hasta ahora os he puesto las cosas que creo que distinguen al aikido de sus coetáneos, pero la realidad es que también se diferencia de los koryu en muchas cosas. Si tomamos como referencia que normalmente los koryu son sistemas orientados al combate y que su transmisión se basa fundamentalmente en la codificación  en forma de kata, nos daremos cuenta que el concepto de aikido que propugna su propio fundador dista mucho de esto. Comento esto porque en muchísimas ocasiones Morihei Ueshiba ha negado que el aikido tenga fines combativos (más bien todo lo contrario) y, por otra parte, aunque la forma más habitual de trabajar en aikido es kata geiko, también es muy diferente de lo que se entiende por kata en el mundo marcial.
Tras toda esta disertación habréis podido comprobar que el aikido está en medio de una marea de conceptos y no termina de encajar perfectamente en ninguna definición de las que se suele usar. Mi opinión es que el aikido es una creación genuina de Morihei Ueshiba y por tanto es fiel reflejo de su personalidad. Comparte momento histórico con otros gendai budo, pero se diferencia tanto de ellos que nos parece que se trate de algo anacrónico y tradicional, pese a que realmente se trate de un arte relativamente reciente.
Si tenéis tiempo y os apañáis con el inglés os recomiendo la lectura de este artículo que aborda algunos aspectos que hemos hablado y que me parece interesante para los fieles al aspecto marcial del aikido.
Ya sabéis que podéis usar los comentarios para complementar y mejorar esta entrada.
Saludos varios.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Si piensas que tienes algo que decir al respecto no dudes en usar los comentarios. Tu opinión, siempre que sea respetuosa, es bienvenida.